¿Cómo reciclar bombillas? Diferencias entre el reciclaje de fluorescentes y LED

0

Cuando se funde o estropea una bombilla, normalmente acaba en la basura, pero el hecho de que sea el sitio habitual no significa que sea el más indicado. La mayoría contiene materiales contaminantes y perjudiciales para la conservación medioambiental, por lo que es necesario su reciclaje. De esta forma, te revelamos cómo reciclar bombillas dependiendo del modelo.

¿Se pueden reciclar todas las bombillas?

En contra de lo que se pueda pensar, no todas las bombillas se pueden reciclar. Las bombillas halógenas y la incandescentes, de filamentos, no están incluidas en la legislación de la RAEE, la encargada de determinar cuáles son residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (susceptibles de reciclaje) y cuáles no. Sumado, ambos modelos están en desuso dado que actualmente su venta está prohibida, pero aún se siguen encontrando modelos.

De esta manera, las bombillas aptas para el reciclaje son:

  • Bombillas de bajo consumo y fluorescentes
  • LED
  • Bombilla de descarga
  • Luminarias

La importancia de reciclar algunas de estas bombillas se debe a que contienen cantidades de mercurio. Esta sustancia es altamente contaminante para el medio ambiente y tóxica para la salud humana.

¿Dónde se tiran las bombillas?

De la misma manera que existen directorios de las compañías eléctricas que operan en una zona, como este para contratar la luz en Valencia, también existe un mapa de los lugares donde se puede tirar las bombillas. De acuerdo a la asociación sin ánimo de lucro Ambilamp, los puntos de recogida para reciclar bombillas son:

  • Puntos limpios
  • Comercios y puntos de venta habilitados para ello

En ningún caso tires ninguna bombilla al contenedor de vidrio. En el caso de las de filamento, no reciclables, se tienen que depositar en el contenedor gris o verde. De todas formas, si tienes alguna duda, quizás las compañías eléctricas te puedan aconsejar. Si quieres por ejemplo contactar con Endesa en Cataluña, aquí te damos toda la información.

Diferencias entre reciclar una bombilla fluorescente y una LED

El proceso de reciclaje una bombilla LED y una fluorescente varía bastante. En el caso de la fluorescente, el primer paso es cortar las puntas del tubo, para poder quitar los cabezales. Seguidamente, se aspiran los polvos fluorescentes y el mercurio del tubo. Después, el vidrio y el metal se trituran, separando el aluminio del resto de componentes. En último lugar, se tritura también el plástico y se separan los materiales para su reutilización.

En el caso de las LED, este es el proceso

  • Se coloca una pinza en el casquillo para que el vidrio se rompa por presión
  • Se pasa el vidrio por el destilador para recuperar los componentes químicos que la forman
  • Se abren y se expulsa el casquillo de metal

Aplicaciones de las bombillas recicladas

De acuerdo a Ambilamp, las bombillas que se depositan en los puntos de recogida se pueden emplear para la fabricación de otras bombillas, pero además de ese también tiene otros usos.

La importancia de separar correctamente los materiales durante el proceso de reciclado es porque no van todos al mismo lugar. La parte plástica se enviará a las plantas de reciclado. El vidrio se lleva a cementeras para fabricar frascos o asfalto.

El mismo destino tienen el aluminio, el latón o el cobre. Asimismo, el metal se envía a empresas de fundición, mientras que el mercurio se usa para hacer cátodos (polo negativo de una pila eléctrica) en plantas desalinizadoras.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Comparar artículos
  • Total (0)
Comparar